mans

mans

divendres, 18 de gener de 2013

EL MASOQUISMO EMOCIONAL

No tengo ninguna duda al respecto: no solamente existe, sino que también lo padece un cierto porcentaje de la población. Lo definiría como una adicción al dolor, no a nivel físico, pero si en el ámbito psicológico. Quienes lo padecen se sienten constantemente desasosegados, con sufrimiento hacia ellos mismos o hacia los que quieren y les rodean. Siempre se les ve preocupados, ocasionalmente ausentes, desanimados, pasivos con pesimismo recalcitrante y muy poca dosis de humor. No tienen sueños ni aspiraciones y han olvidado la satisfacción de plantearse opciones de mejora. No viven la vida, sobreviven como soldados agotados de tanto luchar para no conseguir nada. Incluso parece que se han insensibilizado al dolor. Su expresión es vacía, fría y lejana. Tienden a la introspección y a aislarse siempre que pueden. Fingen estar adaptados pero intentan pasar totalmente desapercibidos. No disfrutan con nada ni de nadie.

Podríamos pensar que pueden ser depresivos, pero en este caso, hay un síntoma fundamental, parece que deseen seguir en esa situación y se esfuerzan por mantenerla, como si la necesitaran. 

Es por ello que entiendo el masoquismo emocional como una adicción, y debería tratarse como una enfermedad. 

Son personas que no tienen problemas, parece que los buscan. Nunca se alegran de nada, solo disimulan. Pasan una y otra vez por los mismos malos tragos y parece que no aprenden. No reaccionan, y aceptan todo lo que les ocurre sin plantear estrategias de mejora. Viven en un pozo profundo donde no son capaces de ver, oír, tocar, sentir ni notar nada que pueda alegrarles. Están ahí sin esperar nada, solo a que siga pasando el tiempo de la misma forma que ha sido siempre. 

Y este problema es difícil de resolver porque la persona no suele ser consciente de lo que le pasa, y los que le rodean, tampoco, con lo cual, persistirá su malestar de forma indefinida, hasta no se sabe cuando.




11 comentaris:

  1. jajaja que gracioso, me sentí muy identificada con este tema, aunque no podría afirmar si sea lo mismo o no, toda mi vida me ha gustado sentirme triste y aislarme, prefiriendo estar sola o encerrada....(si fuese verdad lo que dice aquí)....tal vez, me alegro de saber que no soy depresiva, se agradece y muy interesante.

    ResponElimina
    Respostes
    1. y si somos así por querer llamar la atención

      Elimina
  2. Me ha resuelto algunas dudas. Siempre he pensado que era masoquista emocional, porque le cojo gustillo a estar triste: compongo mejor, dibujo mejor, hago mejores cuadros (sí, soy artista). Pero a demas de aceptar la tristeza, se que la superaré, y tengo sueños e ilusiones; aunque cuando estoy asi quiero pasar desapercivida y que el tiempo pase mas rapido. Seré una especie de masoquista emocional extraña.

    ResponElimina
    Respostes
    1. En ocasiones la tristeza hace que conectemos mucho más con nuestra capacidad de percepción más inconsciente y podemos ser mucho más creativos en cualquier área. Las emociones ayudan a dibujar lo que la razón y el control limitan per se. No creo que seas una "especie extraña".
      Muchas gracias por tu aportación.

      Elimina
  3. Siempre fui uno y sigo siendolo,pero tengo sentido del humor aunque muy sarcastico,es increible y todavia hay algunos que desvirtuan a la psicologia.

    ResponElimina
    Respostes
    1. Quizás el sentido del humor aunque sarcástico, puede perjudicarnos en este caso, ya que nos afianza más y más en ese intervalo limitado de estado emocional masoquista. Si somos conscientes de como nos sentimos, debemos intentar salir de ese círculo que nos mantiene inertes y a la espera de algún posible cambio.

      Elimina
  4. Yo padezco este problema, tengo dos dudas: ¿esto tiene solución? y ¿tomando terapia psicológica ayuda a solucionarlo? me duele mucho el aceptar que me pasa eso, pero es muy claro para mi que eso me pasa pues cada característica que menciono parece que me describen, ya tengo 26 años y no he hecho nada de mi vida ni tengo ningún plan ni ganas de hacerlo, pero se que debo hacerlo y por eso me preocupa :(

    ResponElimina
  5. Yo padezco este problema, tengo dos dudas: ¿esto tiene solución? y ¿tomando terapia psicológica ayuda a solucionarlo? me duele mucho el aceptar que me pasa eso, pero es muy claro para mi que eso me pasa pues cada característica que menciono parece que me describen, ya tengo 26 años y no he hecho nada de mi vida ni tengo ningún plan ni ganas de hacerlo, pero se que debo hacerlo y por eso me preocupa :(

    ResponElimina
  6. Es algo de lo que transito hoy por hoy tengo 18 y siempre crei y creo que fue una emosion pasajera todavia creo que se me va a ir. Es mas creo que esta tristeza deriba de mi aburrimiento, como siempre estoy inactiva hago un viaje introspectivo y alucino al ver lo vacia que es mi vida. Mi peor miedo es ser una pusilanime dependiente.

    ResponElimina
  7. Creo que atravieso el mismo problema mas siempre crei y creo que es una emosion pasajera tengo 18 años y ahora que termino la secu espero poder superarlo por que me asusta pensar que en un futuro pueda ser una eterna infeliz pusilanime. Espero poder elejir una carrera que me guste y que mi ambicion por superarme me ayude a dejar atras esta especie de deprecion constante.

    ResponElimina
  8. Yo amo estar triste. Amo sufrir. A veces disfruto de algunas cosas, pero siempre me gusta volver a esa tristeza. Deseo sufrir y después cuando me aburra, morir. No sé, la felicidad por alguna razón me parece "aburrida". Quiero amar, disfrutar de ese amor, pero a la vez llorar y desgarrarme poe dentro, porque yo misma lo ocasioné. No sé qué piensen de esto, pero realmente me considero una masoquista. Por dentro quizás yo desee estar bien, pero mis impulsos no me lo permiten. Las "personas" que están dentro de mí quieren mi bien, pero me dejo guiar por aquellas emociones que buscan destruirme, me divierte su presencia. ^u^ avsbzjsjsj zí.

    ResponElimina