mans

mans

divendres, 14 de desembre de 2012

MODELO DEL RENDIMIENTO PERSONAL

El rendimiento personal en cualquier área, depende y es directamente proporcional al nivel de satisfacción que notamos con lo que hacemos, especialmente en el ámbito laboral.
Para facilitarnos una evaluación de cómo nos sentimos laboralmente, podemos utilizar este modelo de manejo sencillo.
Cada día, durante 3 ó 4 semanas, anotaremos en el modelo (del 1 al 10) la respuesta a 3 preguntas:
1. DEBO. ¿Hasta que punto me imponen o me exigen mis tareas actuales?.
2. PUEDO. ¿Hasta que punto mis tareas se corresponden con mis aptitudes?.
3. QUIERO. ¿Hasta que punto mi cometido actual se corresponde con lo que realmente quiero?.



Este proceso de puntuación, genera una forma triangular (vela). Si la vamos comparando cada día a lo largo de las 3-4 semanas, podremos observar dos posibilidades:
• Que la forma de la vela cambie, y ello implica que nuestra vida laboral es variada y nos obliga a modificar expectativas, lo cual nos indicaría que aún no estamos en un límite negativo
• Que la forma de la vela sea siempre la misma, y ello implicaría cuestionarse algunas opciones (que es lo que realmente quiero, si soy capaz de hacerlo, que puedo ser capaz de hacer diferente, y si quiero hacer aquello de lo que soy capaz).

Es conveniente recordar que para mejorar, debemos cambiar, ya que el inmovilismo y el conformismo pasivo, nos deja irremediablemente en la misma situación de la que “suponemos” queremos abandonar.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada